myriampaul@gmail.com

lunes, 30 de diciembre de 2013

SENTIMIENTO DE NAVIDAD. Por Maruja Habeder

Maruja Vásquez de Habeder, autora de este bello cuento, que me ha enviado como regalo de navidad, es venezolana y vive en Aurachtal, Alemania. Está casada con Gunther Habeder y ambos son los felices padres de Alexander y Gabriela, ya profesionales. Maruja, además de excelente narradora, posée una gran sensibilidad para la poesía. La considero mi hermana de siempre. Disfrutemos su cuento.




Sentimiento de Navidad



Emilia quien era una mujer con un carisma hermoso y sin timidéz alguna, logró entrar a esa tienda privada haciéndose amiga del portero y éste que era un hombre de buen corazón y que sabía que la mercancía que compraba para revender, era para ayudar a su familia, le permitió entrar sin el carnet y mucho menos durante los días próximos a la navidad.

Un buen día Emilia regresó del almacén llorando mucho y con el corazón destrozado porque ya se acercaba la navidad y no había dinero suficiente para los regalos de sus hijos y justamente ese día mientras ella esperaba en la caja para pagar la cuenta, llegaron unos empleados de la tienda para controlar si todos los clientes portaban el carnet de socio. Desafortunadamente Emilia no lo tenía, entonces le confiscaron toda la mercancía que le habían encargado sus clientes, perdiendo también todo el dinero que había invertido. Asi fue pasando la vida de la humilde familia, entre altos y bajos.

Llegaron los días de entusiasmo y preparativos de la navidad, el Adviento y su hija Alicia que era una chica muy curiosa y pícara, ya estaba grandecita y entendía muchas cosas, notó de que su mamá se iba por las tardes donde su vecina por un par de horas sin decirle el por qué, solo le recomendaba que se hiciera cargo de sus hermanitos durante su ausencia.

La curiosidad no pudo contener a la niña y en un momento en que vió que en una de las ventanas de la vecina había una pequeña cortina medio abierta, se asomó rapidito para ver que era lo que hacía su mamá con la vecina. Cuál fue su sorpresa? Vió a su madre y su vecina cosiendo un vestidito para un „muñeco desnudo“ que reposaba sobre una mesa y que su mamá le había comprado como regalo de navidad.

Alicia se sintió desilusionada porque ya no tenía más ilusión por el Niño Dios, pués eran sus padres los que compraban los regalos. Sin embargo se guardó el secreto para sí, sin revelarlo a nadie, mucho menos a sus hermanos pequeños para no quitarles esa ilusión del regalo traído por el Niño Dios, de manera que ellos pudieran disfrutar esa felicidad de la Nochebuena...'la espera del Niño que había nacido' y que con un pequeño regalo de los padres, disfrutaban la alegría de la Navidad.

Pasaron los años y Alicia ya era una mujer madura, soñadora y romántica, faltando solo cinco semanas para la navidad conoció un hombre muy guapo, de ademanes principescos y con una profunda mirada que le hizo sentir todo el amor sincero que él le reveló en ese primer encuentro. Èl era extranjero, con unas costumbre muy distintas a las de ella, pero esto no fue ningún motivo para que Alicia no aceptara su amor, todo lo contrario, ambos corazones latieron de emoción desde el primer momento en que sus miradas se cruzaron.

Llegó la navidad y él le ofreció su amor como regalo, pero con una condición le dijo el príncipe encantado... 'con discreción, paciencia y confianza en mí' serás la madre de mis hijos'.
Con el correr de los años se casaron, él se la llevó a su país a vivir y formar allí su hogar y ella como lo amaba tanto, acepto la separación de su larga familia por el amor de su esposo, el príncipe extranjero.

Alicia siempre se alegraba por la llegada de la navidad, porque su esposo era el que preparaba todo muy misteriosamente para sorprender con alegría, no solo a sus hijos, sino también a ella el día de Nochebuena con el arbolito de navidad bellamente decorado, las velas rojas encendidas, el sonar de los villancicos y los regalos de cada uno de sus hijos y el de ella al pié del arbolito.

Y así fueron pasando los años, sus hijos crecieron y ella a pesar de toda su alegria por las sorpresas de navidad de su esposo, también añoraba su navidad natal: sencilla y sin regalos debajo del arbolito de navidad. Sus regalos en ese hermoso día eran las tradicionales cenas de Nochebuena que compartía con sus padres y hermanos y si llegaba algún improvisado, también participaba de la esperada cena que su madre Emilia, preparaba con mucho amor todos los años,como regalo de navidad para toda la familia.

Alicia aún disfruta de la navidad al lado de sus hijos y esposo con la misma felicidad y amor que ese príncipe encantado le destelló con su primera mirada, sin dejar de pensar en cada navidad... en ese 'muñeco desnudo vestido por su madre' que le enseñó a apreciar y disfrutar el sentimiento de la navidad!


Maruja Habeder
Aurachtal, Alemania
24 de Diciembre de 2005



IMAGENES NAVIDEÑAS: WEB


2 comentarios:

  1. Invitación - E
    Soy brasileño.
    Pasei acá leendo , y visitando su blog.
    También tengo un, sólo que mucho más simple.
    Estoy invitando a visitarme, y si es posible seguir juntos por ellos y con ellos. Siempre me gustó escribir, exponer y compartir mis ideas con las personas, independientemente de su clase Social, Creed Religiosa, Orientación Sexual, o la Etnicidad.
    A mí, lo que es nuestro interés el intercambio de ideas, y, pensamientos.
    Estoy ahí en mi Simpleton espacio, esperando.
    Y yo ya estoy siguiendo tu blog.
    Fortaleza, la Paz, Amistad y felicidad
    para ti, un abrazo desde Brasil.
    www.josemariacosta.com

    ResponderEliminar
  2. Mil gracias por tu lindo mensaje, José María. Acabo de visitar tu blog y me parece precioso. Me suscribí a él. Me encantan tus poemas. Le envié a varios amigos escritores tu link para que te conozcan, incluyendo a Maruja Habeder, una querida amiga, autora de este cuento.
    Tengo otro blog que me gustaría que visitaras y comentaras: http://www.cuentoscronicasycroniquillas.blogspot.com
    Me gustó muchísimo tu nota, y cuenta siempre con ese intercambio de ideas que mencionas. Me gustaría también seguirte por Facebook. Mi e-mail es: myriampaul@gmail.com

    Muchos abrazos desde Caracas,

    Myriam

    ResponderEliminar

Datos personales

Mi foto

Nací un 28 de marzo en Caracas, Venezuela. Trabajé en la Industria Petrolera Venezolana e Internacional, incluyendo OPEP. Amo la Libertad, la Democracia y la Paz. Escribo cuentos: www.uncuentoentreamigos.blogspot.com